La reacción de muchos de los pobladores fue huir hacia el casco urbano y a los municipios vecinos de Mosquera y Francisco Pizarro, según el reporte de la Oficina para la Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU (OCHA, por sus siglas en inglés). Por su parte la Personería de Tumaco reportó 142 familias desplazadas hacia la cabecera municipal y otras 27 a Mosquera.